viernes, 17 de junio de 2016

Camina o revienta - Eleuterio Sánchez

"Persecuciones policiales del mejor Hollywood en la España de Franco"




Yo no había ni nacido cuando transcurrieron los hechos, apenas recordaba algún trazos grueso de lo que pasó, gracias a la vieja película. Es por esto que me ha parecido una obra muy entretenida y adictiva, llena de acción y emoción, cualquiera diría que es una versión a la española de "El fugitivo". Es además una buena lección de historia, se vislumbra cómo se vivía en aquellos años de la dictadura, tiempos difíciles en los que había niños sin escolarizar que pasaban el día rebuscando los vertederos o robando.

Como aspecto negativo hay que decir que hay spoilers que el autor nos suelta cada dos por tres, anticipando que lo detendrían ese mismo día, o cómo se escaparía, etc. Supongo que cuando lo escribió toda España se sabía al detalle los pormenores de sus fugas y aventuras, aireados en las noticias. Sin embargo, para alguien que no conoce la historia es realmente molesto que reviente lo que pasó antes del robo, o que adelante que paseaba por Sevilla antes de saberse que iba a fugarse de nuevo.

La calidad literaria es mediocre, pero no es relevante en estas memorias. Peor son las repetitivas menciones políticas antiburguesas, los insultos a los "civiles" o las críticas al mundo "payo", pero se hace comprensible en vista de la injusticia que sufrió. No era ningún santo, pero es cierto que robaba para comer, nacido en una sociedad sin esperanza para los que llama "quinquis". La pena que le cayó por el delito fue a todas luces desorbitada, aunque en parte fue culpa suya por no querer delatar al que efectuó el disparo. Lo de las torturas sí que es indignante, por no hablar del juicio sin garantía ninguna. Y que su familia fuera detenida y torturada sin motivo, para intentar sonsacarles pistas de su paradero, clama al cielo, era un tiempo sin derechos ni libertades, al menos para los de su etnia.

Es encomiable el deseo de vivir en libertad, aunque fuera en las alcantarillas, el afán de superación y salir adelante. Emociona cuando enseña a sus hijos para poder escolarizarlos, con el único objetivo de que no sean un delincuente como él, que tengan un futuro. Toda una lección de superación.

Calificación:

No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada

Entrada destacada

Top 10 2016 provisional

A continuación enumero los títulos con los que más he disfrutado durante este año, aunque no he tenido tiempo de escribir reseñas de tod...